Croissant para acompañar el té

Las medias lunas son uno de los acompañamientos más versátiles para disfrutar a la hora del té, porque puedes rellenar estas antes o después de cocidos con alimentos dulces o salados. Todo dependerá de tus gustos. Si haces croissant sin relleno; podrás servirlos en la mesa y colocar alrededor varias opciones para rellenarlos a manera […]

Las medias lunas son uno de los acompañamientos más versátiles para disfrutar a la hora del té, porque puedes rellenar estas antes o después de cocidos con alimentos dulces o salados. Todo dependerá de tus gustos.

Si haces croissant sin relleno; podrás servirlos en la mesa y colocar alrededor varias opciones para rellenarlos a manera de sándwich o torta. Para que cada persona lo rellene con lo que más le guste. Los puedes servir con café, té, chocolate, atole, etcétera. pues combinan perfectamente con todo. Son verdadera delicias .


Ingredientes

1 cucharada de levadura seca

1 cucharada de miel

1 taza de leche

1 cucharadita de esencia de vainilla

4 cucharadas de azúcar

½ kg de harina trigo

½ cucharada de sal

Empaste

2 paquetes de mantequilla (200 g)

2 cucharadas de harina

Glaseado

1 yema de huevo

1 cucharadita de azúcar

Una pizca de sal

2 cucharadas de leche


Preparación

En un recipiente coloca un poco de leche tibia, miel y levadura; mezcla y deja reposar más o menos 20 minutos o hasta que leve. Mientras tanto, tamiza la harina, sal y azúcar; forma una corona y en el centro de ésta coloca la levadura. Mezcla poco a poco comenzando desde adentro hacia afuera. Agrega la cantidad necesaria de leche para formar una masa suave, homogénea y sobre todo elástica.

Envuelve en papel film y deja reposar por 40 minutos en un lugar abrigado. Mientras tanto mezcla la mantequilla y la harina para preparar el empaste. Dale la forma de un rectángulo, coloca en papel film y refrigera.

Extiende la masa; coloca en el centro el empaste, envuelve con la masa a manera de paquete. Estira nuevamente en forma rectangular y realiza un doblez de la siguiente forma: mentalmente divide la masa en tres partes iguales; vuelca el tercio superior hacia abajo y el inferior hacia arriba. Deja reposar por 10 minutos en el refrigerador. Repite esta operación por dos veces más.

Estira la masa hasta tener un grosor de ½ cm. Corta triángulos iguales de 5 cm de base por 10 cm de altura. Coloca en una bandeja engrasada y lleva a refrigerar por 5 minutos. Enrolla los triángulos en forma de cañoncitos y luego dales la forma de media luna. Deja levar nuevamente por dos horas. Lleva a horno precalentado a 200 °C por aproximadamente 10 minutos. Una vez sacados del horno pinta con el glaseado.

Nota 1: para hacer el glaseado, mezcla todos los ingredientes, hasta obtener una crema homogénea y semi liquida.

Nota 2: esta receta fue inspirada en la original del pastelero Osvaldo Gross  autor del libro El ABC de la pastelería.

Fuente imagen: Esta imagen es una obra derivada de Croissants por Jutta , disponible bajo la licencia Licencia de Atribución No-Comercial en http://www.flickr.com/photos/jutta/3905445969/

Comentarios

¿Te gustaría recibir noticias como esta en tu email?

¡Suscríbete aquí y te las enviaremos a tu correo todos los días!

Recibe nuestras notas diariamente:

-TE PUEDE INTERESAR-

Cargando... Loading...